Ante posible cuarta ola de covid-19, relajan medidas en el Centro Histórico

 Los establecimientos mercantiles del Centro Histórico llevan cuatro semanas consecutivas con un cumplimiento menor al 90 por ciento de las medidas sanitarias para prevenir contagios de covid-19.

Datos del gobierno capitalino indican que desde la semana del 25 al 30 de octubre y hasta la del 15 al 20 de noviembre, disminuyó el uso de caretas, reparto de gel, toma de temperatura, exhibición de códigos QR y uso de cubrebocas.

Esto ocurre cuando las autoridades sanitarias mundiales lanzaron la alerta por una posible cuarta ola de covid y la aparición de una nueva cepa, la ómicron.

La semana con más bajo cumplimiento fue la del 1 al 6 de noviembre con 81%, en promedio, y la más alta del 15 al 20 de noviembre con 88 por ciento.

Se trata de porcentajes menores a los de los meses de la segunda y tercera olas de covid, en donde los cumplimientos estaban arriba del 95 por ciento.

Por ejemplo, del 22 al 27 de febrero el cumplimiento fue de 98.8%, de acuerdo con datos de la ACH.

Comercios han relajado las medidas, como uso de careta o toma de temperatura.

La medida que menos se ejecuta en los establecimientos mercantiles es el uso de caretas protectoras entre los empleados.

En la semana del 8 al 13 de noviembre sólo 17% de los trabajadores utilizó la careta. La única medida que se sigue cumpliendo al cien por ciento es el reparto de gel en los establecimientos mercantiles.

Por ello, la Autoridad del Centro Histórico (ACH),  emitió 711 avisos de incumplimiento. Esto equivale aproximadamente al 23.7% de los establecimientos de los que está encargada la dependencia, que son unos tres mil.

Por su parte, el Instituto de Verificación Administrativa (Invea) emitió 88 entrevistas informativas, aunque aún no han impuesto suspensión de actividades.

Además, el reparto de gel antibacterial y cubrebocas ha sido reforzado por más de cuatro mil infractores del Reglamento de Tránsito, quienes han cumplido su trabajo comunitario del programa Fotocívicas operando los 13 filtros sanitarios que se mantienen en calles como Madero, 5 de Mayo y 16 de Septiembre.

Entre mayo y el 20 de noviembre pasados, los infractores ya habían repartido seis mil 709 litros de gel antibacterial y 67 mil 660 cubrebocas entre los visitantes del Centro Histórico, de acuerdo con la ACH.

Sin embargo, los visitantes, ya sea turistas o compradores, ignoran las recomendaciones y ofertas de gel sanitizante que se hacen en los filtros y hacen caso omiso cuando se les pide colocarse o acomodarse correctamente el cubrebocas, se observó en un recorrido.

Además, en calles como Madero, 5 de Mayo, Tacuba, 5 de Febrero, Palma, 20 de Noviembre, Pino Suárez y el Zócalo capitalino la sana distancia ya no existe; la gente se agolpa cuando encuentra un puesto informal, en especial de comida, o va ingiriendo sus alimentos y en ocasiones pasan a lado de personas que tosen o estornudan sin cubrirse la nariz.

La jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum, indicó que, de haber una cuarta ola, no se suspenderá ninguna actividad.

Leave a Reply

Your email address will not be published.