Creará AMLO empresa oficial de Internet

Desde el corazón de El Nayar el presidente Andrés Manuel López Obrador, donde es mucha la necesidad y otro tanto la marginación, lanzó un nuevo anuncio ambicioso frente a la pasividad de quienes tienen el negocio de la Internet para conectar todo el territorio nacional: Les vamos a decir, con mucho respeto, a las empresas que han tenido las concesiones: háganse a un lado, porque ahora el gobierno va a tener su empresa para comunicar a todos.

Apeló a la historia para apuntalar su ofrecimiento: la nacionalización de la industria eléctrica que emprendió Adolfo López Mateos. La plaza estaba repleta de coras, huicholes y tepehuanes, expectantes de la visita presidencial y cuyas comunidades, a 60 años de aquella acción, todavía marginados del fluido.

“¿Saben qué les dijo el entonces secretario de Hacienda, Antonio Ortiz Mena?: ‘Va a intervenir el gobierno porque ustedes no van a poder electrificar los pueblos, porque ustedes buscan sólo la ganancia, el negocio, y no les va a hacer rentable por eso va a entrar el gobierno.’”

La referencia histórica le dio paso para el anuncio sobre la nueva empresa porque, dijo a los presentes, sólo 20 por ciento de todo el territorio nacional cuenta con cobertura de Internet. Asoció la carencia al servicio de telefonía celular que sólo abarca Tepic y las cabeceras municipales: Sale uno de aquí, de Jesús María, y no hay cobertura ni subiéndose a los cerros.

Apenas minutos antes, en su discurso de bienvenida, el gobernador de Nayarit, Antonio Echevarría García, describió en una frase las condiciones de El Nayar donde lo básico se vuelve inalcanzable y la pobreza y marginación cobran forma humana. Era el preámbulo para implorar, en nombre de los gobernadores de los pueblos originarios, la electrificación de la región, pues muchas comunidades aún no saben lo que es la energía eléctrica.

Vendría la respuesta presidencial: No es sólo una paradoja, no sólo es una contradicción, es ofensivo que habiendo en Nayarit tres hidroeléctricas, sea Nayarit de los estados con menos electrificación en sus pueblos. Por eso vamos a atender la demanda del gobernador para que se terminen de electrificar los pueblos.

Recibido por los pueblos indígenas con calidez, el encuentro con la comunidad le deparó un disgusto por el escaso avance en la instrumentación de los programas sociales. López Obrador había descrito sus políticas e informó, que si de los 30 millones de familias que hay en el país 15 millones recibirán al menos un apoyo, en el caso de los pueblos originarios abarcará a todas las familias.

Intentó un ejercicio de votación a mano alzada para patentizar los miles de beneficiarios que presumiblemente ya había, pero resultó frustrado. Levanten la mano los que ya han sido censados. Levanten la mano los que no han sido ­censados.

Conclusión: no habían sido ­censados. Inocultable su molestia, descargó: “A eso vengo, porque así no me engañan, me doy cuenta ­cómo están las cosas. Por eso vengo a ras de tierra para ver cómo están los caminos. Cuando se avisa que va a llegar el Presidente, a trabajar.

¿Entregaron ayer el apoyo? ­¿Algunas becas, verdad? Sabían que iba yo a venir. Nada más de que yo no me estoy chupando el dedo. Ya se quitó la oficina de espionaje del gobierno, pero yo me informo. Me informa el pueblo. No me voy a rodear de lambiscones y de ­barberos. Voy a escuchar siempre al pueblo, sentenció antes de anunciar que esas prácticas de complacer al ­Presidente se acabaron.

¡Va a llegar el Presidente, a tapar todos los baches!, deploró López Obrador para terminar el encuentro en que el secretario de Comunicaciones y Transportes, Javier Jiménez Espriú, anunció una inversión de 88 y 95 millones de pesos para concluir las ­carretera Ruiz-Zacatecas y Tepic-Durango que ya llevan una inversión de mil 500 millones de pesos, pero faltan tramos que se concluirán este año.

Tras el encuentro los pueblos vuelven a la realidad descrita, pero con las promesas de que todo ­cambiará.

En las paredes del centro de la escuela donde se celebró el acto salta a la vista una peculiar convocatoria a inscribirse: ¿Qué mundo prefieres? Tú eliges.

Leave a Reply

Your email address will not be published.