El nuevo rumbo de Sandra Bullock

Durante la década de los 90 y la del principio del nuevo milenio, una de las actrices más reconocidas en películas de comedia romántica fue Sandra Bullock, por lo que dejar este género fue una de las decisiones más importantes que ha tomado.

Voy a ser honesta, al inicio de la carrera de cualquier actriz, una se siente afortunada por tener trabajo. Cualquier oportunidad es buena, aunque fuera una línea. Ahora elijo mi trabajo pensando en mis hijos, en la emociones que dará al espectador, quiénes son los directores, mis compañeros”, explicó a los asistentes de SAP Sapphire Now 2019.

La también productora y filántropa sabe que tuvo una gran participación en el género de comedias románticas y ama cuando las personas salen felices o riendo de ese tipo de películas.

Sin embargo se dio cuenta que todo estaba siendo muy fácil y comenzaba a ser perezosa, por lo que tuvo que detenerse y tomar una decisión.

Comencé a hacer castings, a sentirme vulnerable de nuevo, a cambiar la dirección de mi carrera. Ahí es cuando llegó Alto impacto (Crash), ése fue el inicio”, relató.

Posteriormente participó en películas como Infame, Premoniciones y Un sueño posible, con ésta última ganó un Oscar y un Globo de Oro.

VE UN CAMBIO

Bullock comentó que también ha trabajado con directores espectaculares y uno de sus favoritos es el mexicano Alfonso Cuarón, quien, en sus palabras, tiene una gran habilidad para contar historias.

Cuando grabamos Gravedad él tenía esta visión que se apoyó en la tecnología para que luciera como quería y sabía emocionalmente cómo quería trascender”, afirmó. 

Recordó que filmó tres meses dentro de una caja y una gran parte de lo que pudo observar el espectador fue gracias a los “genios de la computadora”, 80% del filme fue hecho por ese medio para simular el espacio.

Además, consideró que Cuarón acaba de retar a la industria de cine con la película Roma porque la filmó en blanco y negro en la Ciudad de México, sin actores conocidos, en español y su principal distribuidor fue Netflix.

Hace poco también incursionó en las plataformas de streaming con la película Bird Box, la cual ha sido vista por más de 45 millones de usuarios de la compañía hasta el momento.

Bullock coincidió con Bill McDermott, CEO de SAP, en que este nuevo formato es un reto para la industria de cine tradicional, la cual ha hecho las cosas de la misma forma desde hace 100 años.

Pero confió en que el streaming de video ya está cambiando la mentalidad de los estudios de cine y abriendo nuevas puertas tanto para la diversidad de pensamiento como de personas.

Incluso cree que se pueden tener los dos mundos, es decir, hacer cine para grandes pantallas no significa eliminar la parte online y viceversa.

El impacto tecnológico incluso ha llegado a su vida de otras formas, ya que su hija le acaba de decir que quiere construir robots, por lo que consideró que se está viviendo una época muy “emocionante” y quiere ser parte de ella.

La actriz incluso bromeó con los asistentes, en su mayoría relacionados con el sector tecnológico, al encargarles desarrollar una aplicación que pudiera sincronizar su agenda con la de sus hijos.

Leave a Reply

Your email address will not be published.