Martínez Vite y su futuro en Tláhuac

Eduardo Ponce

Foto tomada de la cuenta de Facebook del legislador de Morena, Raymundo Martinez Vite

El nombramiento de Morena para que  sea  Raymundo Martínez Vite el encargado de encabezar las elecciones para alcalde en la aún delegación de Tláhuac, es  congruente y atinado por varios sentidos. Para empezar,  no es gratuito este nombramiento si tomamos en cuenta que  se vive un momento clave, el momento más importante de los últimos años de la vida política de este país: Andrés Manuel López Obrador se juega quizá su última carta para llegar a la Presidencia de la República y,  al contrario de las dos elecciones anteriores, ahora la izquierda va divida porque el PRD y Convergencia decidieron ir con el PAN en busca de la residencia en Los Pinos. De modo que López Obrador necesita tener a sus mejores hombres para alcanzar sus objetivos, no sólo en capacidad, liderazgo, poder de negociación  y confianza, sino en congruencia con su proyecto de nación. Y es que para ser un buen político es necesario querer serlo íntegramente, que por decisión propia intervenga en la cosa pública con el objetivo de procurar el bien común, pero al mismo tiempo que se reconcilie con otros ideales para empujar un proyecto que en la práctica resulte socialmente correcto y acorde con el estado de derecho y cultura de la legalidad

López Obrador está consciente de que no sólo es importante ganar unas elecciones, sino que se ganen esas elecciones con los mejores hombres, porque son con quienes afrontará el reto de transformar una realidad cara para los  ciudadanos, y que si no cuenta con políticos  con empatía frente al prójimo, no  entenderán la labor que conllevan sus pensamientos, palabras y acciones, ahí está el claro ejemplo del PRD.

La capital de país, tanto como el Estado de México,  es clave para llegar a Los Pinos, entonces la lógica aconseja que quienes estén mejor posicionados y sigan la línea de un cambio real,  fuera de intereses personales,  son los adecuados: Claudia Sheinbaum frente a  Ricardo Monreal ilustran esta postura.

El caso de Tláhuac reviste un particular interés. Son cuatro delegaciones capitalinas las que  gobierna Morena, pero ninguna ha sido el centro de polémica y escándalo como la delegación sureña debido al multicitado caso del ex líder del cártel de Tláhuac, el hoy occiso “El Ojos”.

Aun cuando se quiera negar que fue un golpe duro para Morena el que a su actual delegado lo vincularan  con este criminal, lo cierto es que el propio Martí Batres,  en su figura de presidente de Morena en la Ciudad de México, y el mismo AMLO tuvieron que salir a deslindar a Rigoberto Salgado de las acusaciones que recaían sobre él. Pero el golpe ya estaba dado: los perredistas, principales promotores de este escándalo, habían logrado parte de su objetivo: poner en entredicho la honestidad de uno de los gobiernos delegacionales de Morena, el lado más fuerte del líder de este partido.

Así que el partido morenista se decidió por Raymundo Martínez Vite porque no hay un actor político que conozca la realidad de la gente  de Tláhuac tan bien como él porque  ha recorrido las calles, ha tocado las puertas de las casas, como sus viejos maestros, porque ha padecido la problemática de una delegación olvidada por el gobierno capitalino y porque ha aprendido, nuevamente de sus viejos maestros,  que la política se hace desde el escritorio, pero también desde las plazas públicas.

Martínez Vite sabe que la otra forma de hacer política, es el trabajo de hormiga. Exhortar a los familiares, a los amigos, los vecinos y los desconocidos, invitarlos a sumar esfuerzos sistemáticos. Dedicar fines de semana, noches, al proselitismo, la formación política, la organización para la acción conjunta. Llegar con la gente  del barrio, del condominio, de la colonia a enseñar a  trabajar juntos. Funciona, pero toma trabajo.

Morena le apostó a la congruencia y fidelidad, al trabajo y honestidad, pero sobre todo a la voluntad de los tlahuaquenses. El camino comienza apenas y dará para muchas líneas más.

 

One Response to "Martínez Vite y su futuro en Tláhuac"

  1. Jesús Moreno  28 diciembre, 2017 at 6:05 pm

    Qué opinas de Víctor Hugo Romo para Miguel Hidalgo indiciado por peculado y otras linduras o de Armando Quintero en Azcapotzalco

    Responder

Leave a Reply

Your email address will not be published.